Africa 3.0

Angola, Lourenço contra la corrupción

Joao Lourenço, el relativamente nuevo presidente de Angola, una vez afianzado en el poder ha declarado la guerra a la corrupción que campeaba a sus anchas por el país. La prosperidad generada por el petróleo de Cabinda —es el segundo productor de África – y la explotación de otras riquezas, como los diamantes, había generado estos últimos tiempos una carrera desenfrenada en la disputa por semejante botín como se estaba generando.

Si la eternización en el poder siempre es mala, en el caso de Angola ha sido nefasta. El presidente José Eduardo dos Santos permaneció en el cargo, que heredó del mítico Agostinho Neto, la friolera de treinta y nueve años, prácticamente desde que el país proclamó la independencia. Durante tan prolongado mandato consiguió resultados importantes como fue poner fin a la guerra civil con UNITA, encarrilar la estabilidad institucional e iniciar el desarrollo económico.

El autoritarismo político fundamentado en principios comunistas, y mantenido en buena medida gracias a la ayuda cubana, acabó redundando en un liberalismo económico que propició inversiones y generó un incremento espectacular del PIB. No tanto, por supuesto, de las condiciones de vida de una parte de la población a la que los beneficios no llegaron. Y en buena medida no llegaron porque se evadieron por el camino en dirección a cuentas privadas en el extranjero. Mientras la pobreza sigue siendo acuciante en la mayoría de los hogares.

En enriquecimiento desmesurado de unas cuantas personas incluye a la propia familia dos Santos, empezando por los hijos. La primogénita, Isabel dos Santos, hasta hace poco presidenta de Soangol – empresa estatal de petróleos –, está considerada la mujer más rica de África. Su red de negocios se extiende por varios países europeos, empezando por Portugal, donde mantiene grandes inversiones o africanos, como Isla Mauricio. Hoy está siendo investigada al igual que sus hermanos otros muchos millonarios que además de conseguir la riqueza por medio del fraude, la evasión, la malversación y directamente el robo, lo exhibían.

Los nuevos multimillonarios angolanos se habían convertido en los mejores clientes de los fabricantes de aviones privados, coches de las gamas más altas, y todas las manifestaciones inimaginables del lujo y el despilfarro. El escándalo de la corrupción en Angola no era un secreto para nadie y que gozaba de la coparticipación de los altos cargos del Estado y militares, incluidos los servicios de inteligencia, tampoco. Joao Lourenço, ex ministro de Defensa con dos Santos, que le sucedió hace un año, es un general considerado honrado y ha dicho basta.

Y lo está demostrando con la campaña bien planificada y bien puesta en marcha para acabar con esta situación. Los encargados de luchar contra los entramados de corrupción están demostrando que todo lo que se sabía y lo que se sospechaba de tan gigantesco saqueo, era poco. Además de los treinta mil millones de dólares en cuentas corrientes en el extranjero, también se han descubierto toneladas de billetes de dólares y euros ocultos en los lugares más inverosímiles como chabolas y envueltos en plástico enterrados en zulos jardines y solares.

Algunos de los millonarios más conocidos ya están internados en la prisión de Viana, cerca de la capital, Luanda, donde se ha reforzado la seguridad, pero no mejorado las condiciones de habitabilidad, poco confortables. Entre los detenidos está Ismael Diogo, presidente de la Fundación José Eduardo dos Santos y hasta hace poco una de las personalidades más influyentes del país.  Centenares de cuentas han sido intervenidas y las investigaciones continúan ahora con una inesperada colaboración popular.

El gobierno de Lourenço también ha impulsado mejoras en la actividad democrática. Las libertades, incluida la de prensa, permiten a la población expresarse con menos temores que hace algunos meses. Y las noticias de la lucha contra la corrupción y los corruptos han calado entre la gente y desencadenado auténtica euforia popular. Cada hallazgo de algún nuevo alijo de dinero o el encarcelamiento de otro implicado es celebrado en las calles. La simpatía con que se está asistiendo a la operación anti corrupción, estimula al Gobierno a intensificarla.

Click para comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Si crees en la libertad, en Canarias3puntocero podrás encontrarla. La independencia no se regala, hay que conquistarla a diario. Y no es fácil. Lo sabes, o lo imaginas. Si en algún momento dejaste de creer en el buen periodismo, esperamos que en Canarias3puntocero puedas reconciliarte con él. El precio de la libertad, la independencia y el buen periodismo no es alto. Ayúdanos. Hazte socio de Canarias3puntocero. Gracias de antemano.

Cajasiete Hospiten Binter La Caixa ANÚNCIESE AQUÍ
BinterNT TenerifeToday 2Informática

Copyright © 2015 - Canarias3puntocero.

subir