Blogueros

Petróleo, la fortuna de los ecologistas canarios

“El movimiento ecologista en Canarias jamás soñó vivir un año como este; pero lo que nadie se imagina es que ya no hay vuelta atrás… No va a ocurrir como siempre. Ahora, todos los que se han colocado en el ojo de nuestro tornado o siguen en él y son consecuentes con nuestra filosofía, o siguen o acabarán destrozados política, profesional y personalmente”.

Manifestación masiva y reciente contra la aventura del petróleo en Canarias, en la capital tinerfeña. / paulinorivero.com

Manifestación masiva y reciente contra la aventura del petróleo en Canarias. / paulinorivero.com

“El movimiento ecologista en Canarias jamás soñó vivir un año como este; pero lo que nadie se imagina es que ya no hay vuelta atrás… No va a ocurrir como siempre. Ahora, todos los que se han colocado en el ojo de nuestro tornado o siguen en él y son consecuentes con nuestra filosofía, o siguen o acabarán destrozados política, profesional y personalmente”.

No lo dicen en broma. No sé hasta qué punto los políticos se han apuntado (y fotografiado) del lado del movimiento ecologista que pide “No al petróleo, sí a las renovables” (aunque muchos parecen haber olvidado la segunda parte del lema). En el ATR de BinterCanarias que me devuelve de Lanzarote a Tenerife, esta frase no para de retumbar en mi cabeza. Puede ser una de las claves de la próxima campaña electoral: si los nacionalistas y socialistas que se han arrimado tanto a la campaña del no al petróleo no actúan este año que les queda de mandato a favor de las renovables, sus sonrisas se van a quebrar.

“CC, por sí sola, jamás tendría el poder de reunir a tanta gente en la calle”

Al otro lado, el movimiento ecologista lo tiene claro: renovables ya, ni petróleo ni gas. Y no habrá tregua. O el Gobierno e instituciones insulares introducen en documentos y normativas las renovables y desvían a este sector los cientos de millones que van ahora al petróleo y al gas “o lo pagarán muy caro”. Todos hablan del papel mojado del actual Pecan, que para 2020 se comprometía al 30% de renovables, y no vamos ni por el 5%. Desde la política, algunos son muy conscientes de que la calle, aún, no les pertenece: “CC, por sí sola, jamás tendría el poder de reunir a tanta gente”.

Debate sereno

El primer punto donde encontrar pensamiento, solidez y mesura es la Fundación César Manrique (FCM). Sus responsables se han pasado la mayor parte de los últimos 20 años luchando contra las administraciones que se entregaron a un desarrollo masivo. Y ahora asisten atónitos a cómo se han arrimado a la causa petrolera. Así que, en este caso, el roce no ha hecho el cariño.

“Todos coincidimos en que el 100% del agua que consumimos es desalada y un vertido sería mortal; sin agua (desalada) no se puede vivir aquí. Paradójicamente, las desaladoras de Lanzarote se suministran, todas, de petróleo, no de energía eólica o fotovoltaica”, comentan Idoya Cabrera y Fernando Ruiz en la sede de la FCM, rodeados de lava negra, hirviendo, con el sonido del viento y de los grupos de turistas que no paran de visitarla en toda la mañana.

La coincidencia es plena: ha faltado democracia a la hora de gestionar las prospecciones. Es la queja común. Y todas las miradas están puestas en Baleares: si allí no se aprueba la búsqueda, aquí no sería entendido. O en los dos archipiélagos o en ninguno.

Lanzarote mantiene una larga trayectoria de defensa ambientalista. Lo de ahora, el apoyo masivo a la causa petrolera, no es casualidad, sino de muchos años de lucha ecologista y concienciación de la población. “A la lucha ambiental de tantas décadas no se le puede dar la vuelta de inmediato, como a un calcetín. Se trata de una conciencia global, muy enraizada en la isla. La isla es una joya ambiental equivalente a Galápagos, el Amazonas o la Antártida”.

La isla de los volcanes fue pionera en límites (capacidad de carga, moratoria urbanística, protección de espacios…). Y su apuesta es por el turismo de calidad, aunque el término se presta a varias acepciones. La FCM lo define como “aquello que permite vivir a todos sus habitantes con calidad, no sólo a unos pocos promotores que se hacen de oro con el crecimiento desmedido”.

Es una isla pionera, pero con una oferta turística anclada tras la muerte de César Manrique, si se exceptúan algunos complejos hoteleros y el original (no exento de polémica) desarrollo de la industria vinícola y La Geria, a la que acuden más de 500.000 turistas cada año. Y sus retos son claros:

a) Determinar la capacidad de carga.

b) Ordenar la movilidad.

c) Destinar más a renovables.

Respecto a la movilidad, sólo un apunte: todo turista que llega a la isla alquila un coche y consume carretera. Hay 900 vehículos por cada 1.000 habitantes, uno de los mayores porcentajes de todo el mundo. Más coche implica más carretera y consumo de territorio. Y, al tiempo, deficiente sistema de transporte público (por ejemplo, no se puede llegar en guagua a Montaña de Fuego).

“El nivel de compromiso político no es el mismo contra el petróleo que a favor de las renovables”

Todos los colectivos ciudadanos y ambientales consultados para este reportaje coinciden al señalar que “el nivel de compromiso político no es el mismo contra el petróleo que a favor de las renovables”. Por tanto, es previsible que se levante un gran debate próximamente, del que los grupos ambientalistas advierten: “Vamos a decir muchas cosas ahí”. Creen quienes las defienden que un desarrollo importante de renovables supone oportunidad de negocio y desarrollo para Lanzarote y posibilidades de empleo para la cercana África.

Paulino Rivero (CC), presidente del Gobierno autonómico, junto a José Miguel Pérez, vicepresidente (PSOE). / Canarias3puntocero

Paulino Rivero (CC), presidente del Gobierno autonómico, junto a José Miguel Pérez, vicepresidente (PSOE). / Canarias3puntocero

La gran mentira

“Aunque sólo sea por vergüenza de lo que no hemos hecho en el pasado, bienvenidas las renovables; adelantaremos a Europa y predicaremos con el ejemplo”, anuncia el presidente del Cabildo y líder de CC, Pedro San Ginés. Su nuevo entusiasmo ecologista no tiene límites: “Habrá acciones de auténtico calado para atacar el autoconsumo de desaladoras con energías eólica y fotovoltaica”.

San Ginés no quiere oír hablar de riqueza ni de empleos, ni de riesgos vinculados a la industria del petróleo: “La gran mentira es que representa el 10% del consumo de hidrocarburos. El petróleo que se extraiga no va a quedarse en España: se venderá al mejor postor y sólo se recaudará una pequeña cantidad en impuestos (lo ha reconocido el propio ministro de Hacienda)”. Y repite su frase talismán: “La probabilidad tiende a cero, pero el riesgo es infinito”.

Pero cuando se insiste en el mismo sentido, el presidente conejero parece no mantenerse tan inflexible: “Si hubiera una gran bolsa de petróleo que se fuera a explotar durante años y años, a lo mejor valdría la pena sopesarlo, pero la misma compañía habla de una vida de 20 años”.

La CEOE de Lanzarote no ha tomado una decisión unánime. Cada uno piensa algo distinto. Sí coinciden en que ha sobrado ruido y ha escaseado información. Ah, y en otro detalle: “La presión política y social hacia el ‘no’ va a ir a más”.

 

El precio de una foto

“El G5 de la ecología mundial (Greenpeace, WWF, SEO Birdlife, Amigos de la Tierra y Ecologistas en Acción) ya se ha puesto en marcha en esta lucha y esto es imparable”, asegura Ezequiel Navío, al frente de la oficina montada expresamente para esta lucha por las administraciones, por cuyo importante presupuesto nadie se ha interesado. Este madrileño, canario de adopción, histórico de la lucha ecologista cuando nadie hablaba del asunto, ahora vive un momento dorado del movimiento verde en Canarias. Aun así, y pese al enorme impacto de sus acciones, está prácticamente solo y apenas dispone de efectivos humanos y técnicos para su lucha.

Cuando advierte de que la lucha contra el petróleo ha cobrado dimensión mundial, no sonríe. Estas organizaciones “tienen millones de socios y activistas dispuestos a cualquier cosa en todo el mundo”, recuerda, con lo que da a entender que se avecinan malos tragos para la imagen de Repsol.

“La foto de Paulino Rivero con el G5 ecologista tiene un precio: si da un paso atrás o firma un acuerdo, la calle se le echará encima”

Sobre la implicación de los políticos y gobernantes en su campaña, Navío comenta que “la foto de Paulino Rivero con el G5 ecologista tiene un precio”. Quizás el presidente aún no lo perciba así. Pero es fácil de entender desde este lado de la lucha: el presidente se ha colocado en el centro de un tsunami. Si se le ocurre dar un paso atrás o quedarse al margen, quedará destrozado política, profesional y hasta es posible que personalmente. Navío lo resume en una frase contundente: “Si da un paso atrás o firma un acuerdo, la calle se le echará encima”.

Ni petróleo, ni gas: sólo renovables

Ése sería el precio en apoyo social, pero Coalición Canaria y PSC-PSOE también se enfrentan a un futuro inmediato mucho más difícil. “Se acabó el ciclo de los programas políticos incumplidos, de una Plan Energético de Canarias que es papel mojado, de los congresos, de reuniones, de proyectos… Ha llegado el momento de hacer. Pasar del gas a todo renovable”, asegura el portavoz de la oficina ambiental. Y esto significa que el Gobierno de Canarias deberá renunciar a sus proyectos de regasificadoras e invertir todo lo previsto (millones y millones de euros) en renovables.

Respecto a la actual presión social, hay disparidad de criterios. Navío opina que ya “no hay marcha atrás. La marea social ya no se desinfla ”. Desde la FCM se es más prudente: “Nada se inflama eternamente”.

Varapalo judicial en el día de San Juan

 La sala tercera del Tribunal Supremo, tal y como se conoció ayer, 24 de junio de 2014 (día de San Juan), acaba de desestimar los siete recursos planteados contra el decreto de marzo de 2012 que autorizó las prospecciones petrolíferas en aguas cercanas al archipiélago canario. Los magistrados tienen previsto notificar en los próximos días (el presidente del Cabildo de Fuerteventura se quejó amargamente de que la información hubiera sido adelantada por Repsol) las sentencias en las que rechazan los recursos presentados por los cabildos de Lanzarote y Fuerteventura, el Gobierno de Canarias, Ecologistas en Acción-Ben Magec, la Fundación César Manrique, WWF e Izquierda Unida. El plan para investigar si hay recursos petrolíferos frente a las costas canarias acumula más de un decenio de trámites. En 2001, un real decreto concedió a Repsol permisos de investigación para seis años. Esa autorización la anuló el Tribunal Supremo porque los permisos carecían de las medidas ambientales que requería la norma. En 2012, el Gobierno español consideró que Repsol había subsanado tales deficiencias y convalidó los permisos. Es este decreto el que habían recurrido los gobiernos y las organizaciones ecologistas y políticas. El inicio de las prospecciones depende ahora de un último permiso del Ministerio de Industria, que gestiona el presidente del PP en las Islas, José Manuel Soria. Esa decisión administrativa será la que autorice el inicio de los trabajos en alta mar.

1 Comentario

1 Comentario

  1. superjerry7

    26 junio, 2014 en 18:48

    Muy bueno Juan Manuel. Excelente analisis. Como siempre. ¿Quien podra predecir el futuro y de que lado se pondran nurestros politicos?. Especialmente CC…Aunque Paullino siempre busca el lado del que le da el sol ¿no?

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Si crees en la libertad, en Canarias3puntocero podrás encontrarla. La independencia no se regala, hay que conquistarla a diario. Y no es fácil. Lo sabes, o lo imaginas. Si en algún momento dejaste de creer en el buen periodismo, esperamos que en Canarias3puntocero puedas reconciliarte con él. El precio de la libertad, la independencia y el buen periodismo no es alto. Ayúdanos. Hazte socio de Canarias3puntocero. Gracias de antemano.

Cajasiete Hospiten Binter ANÚNCIESE AQUÍ
BinterNT TenerifeToday 2Informática

Copyright © 2015 - Canarias3puntocero.

subir