Economía

Ojos que no ven…

Probablemente, lo mejor sería hacerlo así. Cerrar los ojos y simplemente pretender que no vemos lo que ocurre a nuestro alrededor. Pero, en mi caso, esto no es posible. Lo lamento. O, mejor dicho, no lo lamento.

A veces sentimos que lo que hacemos

es tan solo una gota en el mar,
pero el mar sería menos
si le faltara una gota.

Madre Teresa de Calcuta

141204-LEOCADIO


Probablemente, lo mejor sería hacerlo así. Cerrar los ojos y simplemente pretender que no vemos lo que ocurre a nuestro alrededor. Pero, en mi caso, esto no es posible. Lo lamento. O, mejor dicho, no lo lamento.

Supongo que empeñarse en ver la realidad desde la óptica de un psicólogo tiene esos inconvenientes. Intentas entender la conducta humana, por muy absurda que parezca. Lo paradójico de esta opción es que consigues mucho más de lo que esperas. En el plano intelectual, porque te obligas a repasar tus conocimientos. En el plano individual, porque te reconectas con lo que te gusta, con lo que te hizo elegirlo hace unos cuantos años como tu profesión. Y esto te hace ver las cosas con cierta claridad.

En España hace ya unos años que la consecuencia de la crisis económica ha llevado aparejada un auténtico drama humano: una emergencia social silenciosa que hace tambalear nuestra propia condición. La cara más visible de esta tragedia son las personas perdiendo sus casas y malviviendo en condiciones penosas.

Frente a ello, ha habido una respuesta, por supuesto. Es la de los ciudadanos organizados, anónimamente o no, que han hecho un ejercicio de generosidad y de humanidad para sustituir las medidas que no se han tomado por parte de quienes deberían hacerlo.

Y esto es simplemente lo que me gustaría compartir hoy con ustedes: un homenaje a esos ciudadanos y entidades que se han olvidado de quejarse, no por falta de razón y ganas, y que han dado un paso adelante. Son Banco de Alimentos, Cruz Roja, Médicos Sin Fronteras, Médicos del Mundo, Cáritas… La lista es interminable. Los animo a que adjunten en los comentarios aquellas que se me puedan pasar a mí.

Ésta es la estructura social que ha permitido que muchas personas no tiren la toalla. Son los únicos que merecen mi agradecimiento y reconocimiento. No ningún gobierno, porque han sido ellos los que no han cerrado sus ojos ni sus corazones, como sí lo han hecho quienes han decidido poner el dinero o las leyes por encima de las personas. Saldremos de esta, no me cabe duda, pero será gracias a las personas.

 

 

 

 

 

Leocadio Martín Borges Psicólogo

www.leocadiomartin.com @LeocadioMartin fb.com/LeocadioMartinCambiate

Click para comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Si crees en la libertad, en Canarias3puntocero podrás encontrarla. La independencia no se regala, hay que conquistarla a diario. Y no es fácil. Lo sabes, o lo imaginas. Si en algún momento dejaste de creer en el buen periodismo, esperamos que en Canarias3puntocero puedas reconciliarte con él. El precio de la libertad, la independencia y el buen periodismo no es alto. Ayúdanos. Hazte socio de Canarias3puntocero. Gracias de antemano.

Cajasiete Hospiten Binter ANÚNCIESE AQUÍ
BinterNT TenerifeToday 2Informática

Copyright © 2015 - Canarias3puntocero.

subir